Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Flickr Síguenos en YouTube

Con su nuevo recopilatorio muy calentito en el mercado, Richie Kotzen aterrizaba en nuestro país para dar inicio a la gira europea de presentación de The Essential en Madrid y Barcelona.

 

El guitarrista, asiduo a nuestros escenarios desde hace varios años, no dudó en elegir nuestro país para dar pistoletazo a su gira respaldado por Dylan Wilson al bajo y Mike Bennet a la batería, y ofrecernos su característica fusión de rock, blues y funky tan personal y potente.

 

Con la sala Penélope prácticamente a rebosar, Richie salía junto a sus músicos al escenario pasadas las 21 h. tímidamente y tan distante como siempre.

 

 

Iniciaron el show, como si de un ensayo se tratase, con el nuevo corte War Paint enlazada sin respiro a una fantástica Love Is Blind y Bad Situation”, ambas de su álbum 24 Hours.

 

Con un sonido rozando la perfección y bastante nítido, Richie demostró estar en uno de los mejores momentos de su carrera tanto a las seis cuerdas como vocalmente, tras su imparable actividad con The Winery Dogs y retomando de nuevo su faceta como solista.

 

Dirigiéndose por primera vez al público, presentó una acelerada y rockera Cannibals”, nueva composición que estará incluida en su próximo disco en solitario. La comercial Walk With Me”, también nuevo corte incluido en The Essential, freno el ritmo de la actuación con un Richie cantando como los ángeles.

 

Bajo un milimetrado y marcado ritmo de batería daban paso a Fear”, con su atmosférica intro donde el músico demostró en un impecable solo llevar el blues rock en la sangre. Tras la blusera Doin´What The Devil Says To Doy una más velozPeace Signque en su versión original de estudio, Richie se tomó un merecido descanso dando paso a un eficaz y técnico solo de batería a cargo de Mike Bennet, al que se le unió poco después Dylan Wilson para interpretar una amena pieza instrumental derrochando un virtuosismo de otro planeta, demostrando la gran apisonadora y contundente base rítmica que son.

 

Tras el despliegue instrumental de los dos músicos, Richie Kotzen tomó el relevo a la batería con su inseparable Telecaster colgada a la espalda, para jugar con el público ejecutando tras los parches una improvisada intro de Help Me”, que inició atacando el riff a la guitarra todavía sentado en el taburete de su compañero. Insuperable interpretación de este clásico del guitarrista con duelo guitarra/bajo incluido en la parte central del tema.

 

Llegó el momento de dar un toque más íntimo al show, con Richie esta vez solo en el escenario, con un sonido limpio de guitarra y acompañado de una luz ambiental, se sacó de la manga una magistral interpretación de “What Is” poniendo el bello como escarpias a toda la sala, menuda forma de cantar.

 

Con la conocida y celebrada Fooled Again dio otra lección de cómo tocar la guitarra, ejecutando un solo final desplegando todas las técnicas que le salieron del alma, al alcance de muy pocos privilegiados.

 

Una increíble You Can´t Save Me, cantada e interpretada con muy mala leche, llevó al primer amago de despedida de la banda, sin mucho éxito ya que no tardaron ni dos minutos en salir al frente de la audiencia para afrontar la parte final del show.

 

Aunque inicialmente está prevista en el set list su inevitable Remembercomo primer tema de los bises, finalmente la dejaron fuera con una improvisada Jam enlazada a la rockera Go Faster”, con la que pusieron el broche final a un intenso concierto.

 

Concierto muy cortito de tan solo trece temas, pero muy intenso y sobre todo cargado de emociones. Ante una merecidísima ovación, los músicos se despidieron de su público con un directo y sincero mensaje de Kotzen quedándose el último antes de su retirada:“peace and love”.

 

Gran concierto de Mr. Kotzen ejecutado en formato power-trío sin ningún tipo de parafernalia, simplemente con actitud, sentimiento y música como única conexión directa con un rendido público.

 

Un servidor no durará en repetir la próxima vez que visite nuestros escenarios, imprescindible en todos los sentidos.

 

Sergio Prieto

Fotografía: @ReleasedRock

 


10/09/2014 - 11:20